Sucede



Sucede en mí la búsqueda del tiempo y el sentido
como una muerte súbita que a ratos me llenase
de tristeza.
Suceden las preguntas vacías y sus noches
y el eco adormecido en la garganta
carente de dictamen.
Sucede la inocencia del adulto sin tutores,
el miedo a confundir los domicilios y sus timbres,
sucede en mí la duda latente y, mientras tanto,
camino no sé a dónde ni quién me ha dado paso
me ha hecho avanzar cursos sin saber siquiera 

a lo que vengo.

Categories: Compartir

Dejar un comentario